miércoles, 12 de enero de 2011

Callas
pero tu silencio no me miente
cada poro cerrado de tus labios
es un copo de volcán que suda alientos
esperando desde dentro
la pasión que interrumpe
estrellando al estruendo
los barrotes de hielo de la espera

mi palpitar espera
entre voces calladas
y miradas ausentes,
la marcha del silencio
y el canto de la piel
con sus labios salados