viernes, 28 de agosto de 2009

Para ella

No se me borra su imagen
se acurrucó como un pajarillo
con su piquito clavado en la tierra
cerró los ojos y esperó
para ella:
el mundo había dejado de existir.